Primer ministro de Israel genera controversia al sugerir dividir al país en dos estados

CBN

Por primera vez en más de una década, un primer ministro israelí se ha vuelto a comprometer con una solución de dos estados con los palestinos. Pero sus comentarios no sentaron bien a muchos israelíes.

Lapid dijo a la asamblea general de la ONU que la fuerza económica y militar de Israel le permite luchar por la paz con el mundo árabe, incluidos los palestinos.

“Un acuerdo con los palestinos, basado en dos estados para dos pueblos, es lo correcto para la seguridad de Israel, para la economía de Israel y para el futuro de nuestros hijos”, dijo.

Lapid ve la paz no como un compromiso o una debilidad, sino como una decisión valiente. Israel, dice, tiene una condición: “que un futuro estado palestino sea pacífico; que no se convertirá en otra base terrorista desde la cual amenazar el bienestar y la existencia misma de Israel”.

Su discurso provocó críticas, especialmente de Benjamin Netanyahu, ex primer ministro y líder de la oposición.

Netanyahu tuiteó: “Después de que el gobierno de derecha dirigido por mí eliminó al estado palestino de la agenda mundial, después de que trajimos cuatro acuerdos de paz históricos con países árabes que eludieron el veto palestino, Lapid está volviendo a llevar a los palestinos al frente del escenario mundial y poner a Israel justo en el hoyo palestino”.

Incluso antes del discurso, el predecesor de la coalición de Lapid como primer ministro, Naftali Bennett, criticó el rumoreado anuncio y escribió en Facebook que “no hay lugar ni lógica para plantear la idea de un estado palestino”.

El ex embajador de Israel ante la ONU, Danny Danon, llama al tema una estratagema política.

“Tenemos elecciones dentro de unas pocas semanas a partir de hoy, y no he visto ni un solo partido, incluido el partido de Lapid, Yesh Atid, que mencione la idea de dos estados”, dijo Danon. Entonces, no está sobre la mesa. Nadie lo está discutiendo. Y sabemos que hoy no hay un socio real del lado palestino”, agregó.

En su discurso ante la ONU, incluso Lapid reconoció lo que hicieron los palestinos después de que Israel hiciera concesiones territoriales, refiriéndose a la retirada unilateral de la nación de la Franja de Gaza en 2005. En menos de un año, Hamás, una organización terrorista asesina, llegó al poder.

Destruyeron los invernaderos y los reemplazaron con campos de entrenamiento de terroristas y sitios de lanzamiento de cohetes.

“Desde que salimos de Gaza, se han disparado más de 20.000 cohetes y misiles contra Israel. Todos ellos en civiles. Todos ellos a nuestros hijos”, recordó a la Asamblea General.

Refiriéndose a Irán, el primer ministro acusó al régimen islámico de dirigir una “orquesta de odio” contra Israel y otros lugares.

“Odian y matan a los musulmanes que piensan diferente, como Salman Rushdie y Mahsa Amini. Su odio es una forma de vida. Es una forma de preservar su gobierno opresor”, advirtió Lapid.

También señaló que Irán es el único miembro de la ONU lo suficientemente audaz como para decir abiertamente que quiere destruir a otro miembro.

“Irán ha declarado una y otra vez que está interesado en la ‘destrucción total’ del Estado de Israel. Y este edificio está en silencio”, dijo.

Lapid agregó que si Irán obtiene un arma nuclear, cree que la usaría.

“La única forma de evitar que Irán obtenga un arma nuclear es poner sobre la mesa una amenaza militar creíble”, dijo Lapid.

Danon dice que aunque Lapid tocó todos los puntos correctos, no fue lo suficientemente lejos.

“Todos esperábamos que empujara más fuerte, especialmente después de que el presidente (iraní) Raisi, negara el holocausto hace unos días. Creo que debería haber sido más fuerte en estos temas, más duro en estos temas. Creo que deberíamos haber exigido a más países que no asistieran al discurso de Raisi”.

Anteriormente, el embajador de Israel, Gilead Erdan, salió de la Asamblea General durante el discurso del presidente iraní, Ebrahim Raisi, mostrando una fotografía de las víctimas del Holocausto en su familia.

Dos días antes, Raisi dijo que se necesita más investigación para verificar que el holocausto realmente sucedió.

Erdan tuiteó: “Un asesino como #raisi que niega el holocausto (entre muchas violaciones de los derechos humanos) tiene 0 [cero] lugar en el escenario mundial. Pidió pruebas… aquí están mis abuelas sobrevivientes de Auschwitz. Los embajadores en la AG: dejen su discurso. Un dictador no merece voz”.

Compartir

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*